Conexión Centro

Facebook
WhatsApp
Email
Telegram

El Opinadero.com.co

Por:Álvaro Beltrán Alzate

El proyecto de Conexión Centro es una iniciativa de infraestructura vial 5G (quinta generación), con estándares de sostenibilidad, que plantea construir, mejorar, rehabilitar, operar y mantener los corredores viales de La Paila – Calarcá y Armenia – Manizales y Armenia – Manizales  (317 Km – calzada), con el propósito de aportar al desarrollo social y económico; y conectar más de 16 millones de vehículos que transitan actualmente por las vías de Valle del Cauca, Caldas, Risaralda y Quindío, (según explica ODINSA). Es un proyecto que ha generado una amplia discusión en nuestro territorio dada el gran impacto financiero, debido al recaudo de siete peajes durante casi treinta años para financiarla; en donde las soluciones viales para Caldas, Quindío y Risaralda son mínimas, la vía de mayor impacto está fuera de los tres departamentos, por tanto, su financiación debe corresponder a otros actores, como son el departamento del Valle del Cauca y el gobierno nacional, es más la solución corta de la ampliación de la variante Condina no tiene presentación, las obras deben hacerse completas.

Dado que este proyecto ha sido desarrollado por firmas interesadas, es muy importante que se haga un análisis de la calidad de los estudios, es decir, revisar que estén en fase tres de ingeniería, con estudio de predios detallado, estudios de impacto ambiental, de suelos suficientes, presupuestos ajustados, así como el estudio de viabilidad financiera. Ahora corresponde a la ANI, revisar con lupa si se cumplen los preceptos de un proyecto con todos los requerimientos. Es conocido que a muchos contratistas les da escozor las interventorías asertivas, la realidad es que nuestras interventorías deben ser más exigentes. Es ideal es que el análisis financiero se haga de manera independiente. Es conocido que la información relevante es manejada de manera asimétrica por los interesados, y en este sentido el gobierno nacional y locales deben hacer un esfuerzo adicional por obtener la información suficiente, necesaria y oportuna para la toma de esta importante decisión. Hay que preguntarse y revisar si hay eficiencia en los cálculos de los costos y gastos del proyecto, de no existir la seguridad en éstos, se generarían costos y gastos ocultos ocultos que afectan el valor total del presupuesto de inversión, y por ende mejora la rentabilidad del inversionista.

Como premisa fundamental es que el recaudo de los siete peajes se aplique en obras viales en el territorio, por lo que la vía entre Calarcá y La Paila no debería ser financiada con estos recursos. En este sentido los alcaldes de Pereira, Dosquebradas, Santa Rosas de Cabal y de los gobernadores de Caldas, Quindío y Risaralda deberían manifestarse en sus discursos de posesión su posición frente a esta propuesta e informar qué se debe modificar en esta propuesta, o si es mejor el modelo de negocio que se está desarrollando con las vías del Samán; modelo que es posible mejorarlo y plantearse una propuesta al gobierno nacional. También debería darse un debate más amplio en los concejos municipales y las asambleas de los tres departamentos, hagan también una manifestación clara sobre cuál es la mejor opción para el territorio, además si es necesario financiar otras vías y cómo hacerlo.

Lo real es que hoy Manizales, Pereira, Armenia no está conectada de manera continua, la rogada tercera calzada desde punto 30 al Terminal de Transporte de Pereira no ha tenido eco, sin embargo, si se propone financiar una obra tangencial a los tres departamentos como es Calarcá – La Paila. Primero se deben dar soluciones concretas al territorio con los recursos que ellos generan, no es prudente ni sensato exportar rentas.

Un punto importante es caso de darse un contrato de concesión es que debe ser de amplio conocimiento público, no debería manejarse de manera casi como un secreto de estado, en las cláusulas de letra pequeña es donde nos “clavan”, y después no hay quien las modifique, y los futuros gobernantes no serán atendidos ni siquiera en los lobbies de las oficinas del concesionario.

 

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *